miércoles, 30 de septiembre de 2009

LITORALEÑAS

Más allá del espejo de los ojos
junto a la impotencia incontenible
y el llanto contenido,
se ha transformado otro patético paisaje.
El agua con su líquida escalera
a subido hasta el cansado pozo
de la cuna aún tibia del octavo niño
y mansamente se la lleva al hombro del silencio
como un hacha por la sombra
como un pez herido
muriendo corriente abajo de la vida.-

De (Al Sur Del Norte Del Sur) 2006

ABRIL EN BUENOS AIRES

jueves, 17 de septiembre de 2009

DEL OTOÑO

Lignarios desafíos
serpentean obscenos por las calles.

-Es otro el grito de las hojas-

Un aromal de bosque urgente
le calla al día sus tambores moribundos
mientras la ciudad como un martillo
sueña y se acuna adormecida
sobre un pecho que sabe
a maderas condenadas.-

De (ESTADOS) l994-